Fraudes de COVID-19, Resultados y Cumplimiento ‘Efectivo’: ALD en el año 2021

0
29

Por: ACAMS moneylaundering.com

El año 2020 está en los libros, pero como un gran autor escribió una vez: «El pasado nunca está muerto. Ni siquiera es pasado».

Mirando hacia el 2021, lo cual obligará a los oficiales de cumplimiento a ejecutar la misma serie de sanciones, reglas contra el lavado de dinero, y exámenes de años pasados; mientras que también pondrá nuevos obstáculos en su camino.

Los reporteros de Moneylaundering.com Daniel Bethencourt, Gabriel Vedrenne, Koos Couvée y Valentina Pasquali les pidieron a los reguladores, investigadores, banqueros y abogados de alto nivel que compartieran sus predicciones y prioridades para el transcurso del año.

A continuación, una transcripción corregida de sus conversaciones.

Sobre la Reforma ALD:

Grovetta Gardineer, auditora adjunta sénior de la política de supervisión bancaria, Oficina del Contralor de la Moneda: La legislación de reforma de EE.UU. [la Ley de ALD de 2020] parece ser muy completa, y claramente impulsará los procesos de reforma de antilavado de dinero (ALD).

En cuanto a la Oficina del Contralor de la Moneda (OCC, por sus siglas en inglés), estamos analizando detenidamente todas las inquietudes y recomendaciones planteadas por el Grupo Asesor de la Ley de Secreto Bancario (BSAAG, por sus siglas en inglés), incluyendo las solicitudes de brindar más claridad sobre cómo se aplica la guía modelo de manejo de riesgo de 2011, a los sistemas de la Ley de Secreto Bancario. También estamos evaluando las regulaciones de los reportes de operaciones sospechosas (ROS) y si necesitan más claridad.

Esperamos que la notificación anticipada de la Red Contra Delitos Financieros (FinCEN, por sus siglas en inglés) sobre la propuesta de elaboración de normas que requerirían que las instituciones financieras mantengan programas de cumplimiento efectivos, tome tiempo para considerar y desarrollar una propuesta formal.

Rob Rowe, vicepresidente y consejero sénior de la Asociación de Banqueros Americanos: Definitivamente vamos a ver mucho movimiento en el lado de la regulación este año, ya sea impulsado por la legislación o por esfuerzos independientes, como la revisión de la efectividad de FinCEN. De cualquier manera, hay un creciente reconocimiento de la necesidad de reforma. Por primera vez en mucho tiempo, los reguladores bancarios, la policía, y los bancos están de acuerdo en encontrar una mejor manera de hacer las cosas.

Lo que se va a ver es un cambio—los examinadores van a tener que evaluar de manera diferente, y los bancos y las agencias de control legal tendrán que pensar de manera diferente.

Philippe Vollot, jefe de cumplimiento del Banco Danske en Copenhague: La forma en que las cosas resulten para la reforma del ALD en Europa dependerá del tamaño, la capacidad y las normas de compromiso de la agencia de la Unión Europea propuesta—todo lo cual debe ser claramente articulado—así como de la forma en que los reguladores nacionales y los propios bancos se adapten a la nueva agencia. En ese sentido, será de suma importancia definir claramente la separación de funciones entre los distintos organismos y que los bancos comprendan exactamente a quiénes respondemos y qué esperan de nosotros nuestros reguladores locales.

Roger Kaiser, asesor sénior de políticas ALD de la Federación Bancaria Europea en Bruselas: Este año se verá impactado por el proyecto de la Unión Europea de desarrollar un libro de reglas de ALD, único y uniforme, que logre un equilibrio entre la armonización y la flexibilidad.

Por ejemplo, Brexit es también un desafío inminente que puede dar lugar a regímenes de sanciones divergentes. Como resultado de Brexit, se considerará que las sucursales del Reino Unido están situadas fuera de la Unión Europea. En algunos casos puede ser necesaria la diligencia debida mejorada en las relaciones de corresponsalía si el régimen británico de ALD no se considera equivalente desde la perspectiva de la Unión Europea.

Sobre los Exámenes:

Nicole Kitowski, jefa de riesgos de Associated Bank en Green Bay, Wisconsin: La regla de efectividad de FinCEN, tal como se propone actualmente, hace de la evaluación de riesgos un atributo central, pero la preocupación es que la propuesta es aditiva y la reducción de nuestra carga regulatoria no se ha manifestado realmente de ninguna manera material.

La forma en que está escrita actualmente podría significar que los oficiales de cumplimiento tendrían que dedicar más tiempo a madurar y defender su proceso de evaluación de riesgos. Esto es algo que ya estamos haciendo hoy en día, pero no está claro si habría más de una carga en torno a ese proceso en el marco del plan actual de FinCEN.

Todos queremos retroalimentación de las agencias de control legal, y queremos programas de cumplimiento más fuertes. El éxito general de la propuesta también depende de si los reguladores aplican un enfoque basado en el riesgo por separado cuando examinan a los bancos para el cumplimiento. Eso será clave para el éxito y la capacidad de cambiar el comportamiento.

Guy Wilkes, exjefe de aplicación de la Autoridad de Conducta Financiera del Reino Unido, ahora socio de Mishcon de Reya en Londres: Las presiones financieras no serán tan extremas en la industria de servicios financieros en comparación con otros sectores de la economía. No obstante, la atención se centrará en los resultados finales, lo que en algunos casos puede conducir a una reducción de los recursos destinados al cumplimiento.

Al mismo tiempo, en los últimos años se ha observado una tendencia a que la Autoridad de Conducta Financiera (FCA, por sus siglas en inglés), destaque en las medidas disciplinarias y las notificaciones finales los casos en que la insuficiencia de recursos puede haber contribuido a las deficiencias de la reglamentación. Así pues, las empresas se enfrentarán a la presión de sus organismos reguladores y al mismo tiempo tendrán que actuar de manera responsable y prudente, y tendrán que equilibrar esas dos presiones contrapuestas lo mejor que puedan.

Marc Mauerhofer, jefe de ALD y aptitud de la Autoridad de los Mercados Financieros de Suiza: Los servicios financieros están entrando en el espacio digital, a través de los servicios de fintech pero también a través de los bancos tradicionales. Por lo tanto, el contacto cara a cara con los clientes se ha vuelto menos frecuente, lo que aumenta el riesgo de lavado de dinero. En este contexto, Finma se centrará en particular en los riesgos de lavado de dinero en el entorno digital, así como en las monedas digitales.

Sobre las Investigaciones:

Jim Lee, jefe de la división de Investigación Criminal del Servicio de Impuestos Internos (IRS-CI): Ciertamente no vemos que el fraude relacionado con el COVID-19 disminuya a corto plazo. Los esquemas de fraude que se dirigen al dinero de estímulo proporcionado por la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica por Coronavirus (CARES, por sus siglas en inglés) se están expandiendo, al igual que los delitos que dependen del secreto y el anonimato de la moneda digital. Considero que ambos acontecimientos son prioridades de investigación para el futuro previsible.

Los datos son siempre importantes en los casos de delitos financieros y la legislación [la Ley de ALD] podría crear otra fuente de información para que la utilicemos. Conociendo a los verdaderos propietarios de varios fondos, el IRS-CI puede centrarse en la recopilación de pruebas en lugar de pasar un tiempo valioso escudriñando las capas de propiedad. Esto será especialmente útil durante las investigaciones con un componente internacional.

Grant Rabenn, asistente del fiscal del distrito este de California: Pueden imaginar lo que sucedió con el programa de protección de pago (PPP, por sus siglas en inglés), y los próximos años serán similares a los que vimos con el fraude hipotecario en el año 2010. Cuando el mandato es sacar el dinero y hacer preguntas después, se crea una situación propicia para el fraude. Estaremos saliendo de esta fosa durante los próximos años, y habrá muchos fondos lavados.

Sarah Pritchard, directora del Centro Nacional de Crímenes Económicos de la Agencia Nacional de Crímenes del Reino Unido: Los volúmenes de ROS están aumentando y se está haciendo más en términos de la cantidad de dinero que se niega a los presuntos criminales y el seguimiento de los individuos en los que se presentó un ROS debido a su vulnerabilidad al fraude. Continuaremos en esa misma trayectoria este año.

Thomas de Ricolfis, director de la Subdirección de Delitos Financieros de Francia: Después de un año como el 2020, mi única certeza es que este año estará lleno de incertidumbres. Nos mantendremos especialmente atentos a los intentos de las organizaciones criminales de infiltrarse en la economía legal a través de empresas en dificultades que podrían convertirse en máquinas de lavado de dinero. El riesgo es real en Francia, aunque es mucho menor que en Italia.

Durante el año 2021, la normalización de los delitos de lavado de dinero a través de la Unión Europea entrará en vigor y debería promover aún más la cooperación a nivel europeo. Esta cooperación ya funciona bien en Francia, especialmente con los países vecinos. Hemos visto a los criminales adaptarse ubicándose en países con los que la cooperación es más difícil.

Bert Langerak, jefe de investigaciones criminales en FIOD, el Servicio de Inteligencia e Investigación Fiscal Holandés: Hemos visto organizaciones como FIOD mirando cada vez más allá de sus propias fronteras, y esto continuará. Los organismos también están más dispuestos a compartir datos, herramientas y conocimientos y a trabajar juntamente con diferentes instituciones, pero también de diferentes maneras, a través de diversas intervenciones, como la sensibilización y el intento de crear resistencia contra los delincuentes en diversos sectores, medidas de supervisión y, en última instancia, investigaciones penales.

Sobre las Sanciones:

Daniel Tannebaum, socio y jefe de la división de lucha contra la delincuencia financiera en América en Oliver Wyman, una empresa de consultoría mundial de Nueva York: En primer lugar y, ante todo, se verá un retorno a las sanciones multilaterales. No es un secreto que EE.UU. tiene la ambición de reiniciar el JCPOA [Joint Comprehensive Plan of Action]. Lo que algunos no se dan cuenta es que Irán también tiene que aceptar más negociaciones después de ver los mínimos beneficios del JCPOA, por lo que volver a ponerlas sobre la mesa requerirá algunas concesiones.

Probablemente veremos menos aranceles y ciertamente una postura menos conflictiva contra China, pero no creo que se vea una reducción de las sanciones de EE.UU. La administración de Trump planteó algunas cuestiones legítimas relacionadas con China que la administración de Biden recogerá.

Lo que espero ver, y pronto, es el levantamiento de las sanciones de EE.UU. contra la Corte Penal Internacional, dada la falta de adecuación a la forma en que se utilizaron.

La alineación de las sanciones del Reino Unido y de la Unión Europea después de Brexit también será importante de observar. El hecho de que más países sigan su propio camino en materia de sanciones crearía complicaciones para las empresas mundiales en lo que respecta al cumplimiento.

The post Fraudes de COVID-19, Resultados y Cumplimiento ‘Efectivo’: ALD en el año 2021 appeared first on ACAMS Today.